© 2019 / 2020 Dojo da Luz. Todos os direitos reservados.

Entrevista a Franck Noël Sihan durante el seminario de Endo Sihan en Toulouse, Octubre 2004

 

 

 

    Franck NOËL es actualmente 6º dan de aikido (en el momento de la entrevista), grado que le ha sido otorgado por el Aïkikaï de Tokyo, centro mundial del Aikido, donde ha pasado 8 años y con quien mantiene relaciones permanentes. Ocupa la función de Presidente del Colegio técnico de la FFAAA (Fédération française d'Aïkido, Aïkibudo et Affinitaires). Anima números seminarios en Francia y en Europa, así como las clases en su Dojo en Toulouse. En esta ocasión, durante el seminario dado por Endo Seishiro Sensei el 2 y 3 de octubre 2004, reuniendo gente de gran nombre en el Aikido francés, el cual el señor Noël organiza y traduce, acepta responder, de forma rápida entre dos clases, a algunas preguntas:
 

Takeda > ¿Como las artes marciales se han difundido en Francia, en particular el Aikido?
 

Franck Noël > El Aikido llegó sobre los años cincuenta, empezando por Marsella, y seguidamente Paris. Tanashiyabe sensei llegó el primero, después tres senseis japoneses que se quedaron bastante tiempo en Francia: Tamura sensei que está todavía aquí, Noro sensei también, que ha cambiado su forma de hacer Aikido, más suave después de sufrir un accidente, creando su propia disciplina; y por último Nakazano sensei que empezó su carrera en Marsella (Francia), a continuación fué a Paris y por último se trasladó a los Estados Unidos, falleció hace unos diez años. Estos son los tres Pioneros del Aikido en Francia.

 

Takeda > ¿Existen númerosos tipos de Aikido, una normalización sería beneficiosa o es preferible esta diversidad?

 

Franck Noël > Las dos, por supuesto. Es decir, hay la necesidad de tener un lenguaje común para reconocerse en la misma disciplina, de tener un repertorio técnico que sea identificable, como el repertorio técnico del Aikido. Sin embargo, la pedagogía de éste repertorio técnico para desarrollar los valores del Aikido, es extremadamente variada, diversa, y es porque es variada y diversa que la riqueza, la capacidad del Aikido va a poder tener posibilidades de ser explotada. Hace falta, yo pienso, en toda enseñanza, un poco formalismo al principio, sin duda, y posteriormente sobre todo hacer todo lo posible para no dejarse encerrar en este formalismo, buscar la diversidad, las diferentes posibilidades de explotar esta riqueza técnica que hemos adquirido.

 

Takeda > ¿Como explica usted que el Aikido tenga tanto éxito en Francia, que el número de adherentes crezca hasta el punto de superar el número de adherentes de Japón, incluso si no hay competición ni necesidad de combatir ni de una cultura basada en la guerra?

 

Franck Noël > No sabemos  seguro si el número de adherentes supera el Japon, pero si es cierto que están muy cerca. Es simplemente porque el Aikido es una disciplina fundamentalmente humana. Pienso que toca valores muy profundos y universales del ser humano, e incluso si el Aikido no es muy conocido, en cuanto nos acercamos un poco nos damos cuenta que tiene algo muy profundo y universal, como un mensaje. No es, por supuesto, por su aspecto exterior de donde viene su éxito sino  por los valores que conlleva.

 

Takeda > ¿Que destacaría usted en su Aikido?
 

Franck Noel > En lo que hago más incapié es en intentar hacer ver que el Aikido es una busqueda, algo que evoluciona en todo momento, que no debe fijarse como algo pre-establecido, que no hay nunca una verdad absoluta; provocar siempre en los profesores y los practicantes el espíritu de búsqueda, la idea de ir siempre más lejos, de salir de esos terrenos ya explorados. Considerando por tanto que es una aventura, es un camino, nos encontramos ante la traducción misma de DO del Aikido. Pero no hay un objetivo a alcanzar, ni perfección a la vista, nada será siempre perfecto. Lo que importa es mantenerse en movimiento.

 

Takeda > ¿Usted organiza muchos seminarios, piensa como consecuencia de ello que el aporte constante de técnicas diferentes pueda perturbar ésta búsqueda? ¿demasiado aporte no pone en riesgo el desviarse?
 

Franck Noël > Pienso que cada cual es responsable de sus actos, todo depende a la escala en la que nos situemos. No hay escala en Aikido, la escala es toda una vida, el objetivo es absolutamente inaccesible puesto que es demasiado ideal. Por lo tanto partiendo de esa base, no hay equivocación posible, podemos equivocarnos pero no pasa nada siempre y cuando sigamos en el camino, continuemos en movimiento. En movimiento lo que quiero decir con esto es que si no nos estancamos con nuestros errores, los errores no tienen importancia, al contrario vamos a aprender de ellos. Entonces lo importante es darse el máximo de oportunidades de desarrollar cosas interesantes, productivas, ricas.  Y si creemos que hay un proceso justo y que el resto no es válido, estamos ya limitandonos a nosotros mismos en el sentido mismo de la búsqueda. No porque el practicante tenga la impresión de estar perturbado en lo que hace quiere decir que esta perturbación es negativa, al contrario puede que el hecho de no estar confrontado a lo que ya sabe va a permitirle pregresar, ir mas lejos, ver otras cosas.

 

Takeda > ¿Las artes marciales son independientes unas de las otras o existen vínculos que les permiten coexistir?.
 

Franck Noël > Las artes marciales son actividades humanas, toda actividad humana tiene vínculos por supuesto con todo lo que esta relacionado y es tambien en cuanto a actividad humana una disciplina corporal, por tanto obedece a las leyes biomecánicas que son comunes a todas las actividades físicas. La manera ergonómica de utilizar el cuerpo puede ser utilizada en cualquier disciplina. En todo eso hay evidentemente un fondo común si queremos llamarlo así, pero una vez más, como con toda actividad humana. Sin embargo, en lo que al objetivo, al método se refiere, el Aikido es claramente específico, no podemos comparar. Es lo que decía Endo sensei al final del seminario, el Aikido es el Aikido, no puede ser comparado con respecto a otras disciplinas, y no porque rechacemos las otras disciplinas sino simplemente que se trata de otra cosa. Del mismo modo que no vamos a definir el futbol con respecto al balonmano o al contrario; es diferente.

 

Takeda > Merci beaucoup monsieur Noël

IKIGAI - 生き甲斐

 

 

 

   En la cultura japonesa, todos tenemos un ikigai escondido. Es la razón de ser de cada uno. Encontrala exige una búsquea profunda y prolongada de sí mismo, un proceso que es considerado muy importante. Se crée que el descubrimiento de un ikigai trae satisfacción y sentido a la vida. Esto puede ser simplemente algo específico y particular de la persona como un hobby, una relación, un projecto o algo que te encanta y motiva.

 

   Toshimasa Sone y colaboradores desarrollaron un estudio en la  Universidad de Tohoku, en Sendai en Japón para evaluar la relación entre vivir con sentido y longevidad. Ellos acompañaron 43.000 adultos durante siete años. Los investigadores descubrieron que los indivíduos que creían que su vida valía ser vivida, que encontravan una razón en el vivir, presentaban una probabilidad más pequeña de morir más pronto que el resto.

    
   A partir de esta reflexión, son varias las preguntas que nos vienen a la cabeza: 

 

¿Existe "algo" que me produzca una exaltación y excitación del ánimo tal, que me sirva de fuerza motriz para luchar por ello?¿Puedo conseguirlo a corto o a largo plazo? ¿Y el Aikido, como está relacionado con éste tema?.

 

Intentando responder a estas cuestiones vemos las analogias que relacionan el Aikido con este concepto.

 

Todas estas preguntas estan poniendo en evidencia primero, un estudio, una reflexión un análisis interior de la persona y posteriormente de su entorno, de su hábitat.

Se trataria de hallar la existencia de algo que nos despierte sumo interés o que estemos dispuestos a poner en su logro mucho esfuerzo, empeño, dedicación e invertir mucho tiempo en ello. El Aikido, al igual que cualquier otro arte o disciplina que tenga un enfoque a largo plazo, juega aqui un papel importante. 

 

  El Aikido como ikigai, podría ayudarnos puesto que reune todas las cualidades necesarias gracias a su naturaleza de Do (vía o camino que  nos lleva a una busqueda, de caracter infinito y a través de la práctica, de constantes como pueden ser la noción de respeto, espontaneidad, comunicación, économia , belleza en movimientos y gestos..etc) nociones que son perfectamente extrapolables a situaciones del día a día y que favorecen fuertemente las relaciones humanas.

 

 Su práctica desarrolla en el individuo una serie de cualidades (confianza en sí mismo, autocontrol, gestión de las emociones teniendo una lectura e inerpretacion de la realidad mas racional) que le permiten afrontar las adversidades cotidianas de una manera mas llevadera, hasta el punto mismo de desecharlas si fuese necesario.  

 

  Todos tenemos un talento que explotar y compartir con nuestros semejantes. Este intercambio de saber-hacer nos va a conducir a un progreso colectivo, acercarnos a una perfección global que va a reflejarse en uno mismo y en el entorno que nos rodea.